Yoga: muchos métodos, una filosofía

Cuando nos enfrentamos a la idea de incorporarnos a la práctica del yoga, surgen inmediatamente algunas preguntas: ¿Qué método es el más conveniente para mí? ¿Qué cosas tengo que dejar de lado para desarrollar esta disciplina? ¿Será muy exigente en lo físico? Y lo fundamental: ¿Qué es en realidad el yoga?

Lo que conocemos habitualmente del yoga es posiblemente su cáscara más externa. Se han popularizado en los medios de comunicación y en las redes sociales muchas posturas increíblemente estéticas y, en algunos casos, acrobáticas. Sin embargo, eso podría considerarse solo como una primera capa. El yoga es una disciplina milenaria mucho más completa.

La práctica del yoga está compuesta por diversas asanas (posturas), pranayamas (respiración), kriyas (limpieza interna), mudras (sellos o gestos energéticos), kirtan (cantos), mantras (frases, palabras o sílabas sagradas), meditación, etc. Pero también implica una serie de conceptos éticos y principios de vida.

Esta disciplina surge alrededor de 5.000 años a.C. en el Valle del Indo y su significado es unión. Su objetivo final es alcanzar Samadhi (Satori, Nirvana) o la unión con el todo.

En su primera etapa -período Pre Clásico- esta antigua tradición se transmitía de forma oral entre maestros y discípulos. Posteriormente, en el período Clásico, el sabio Patanjali, tres siglos a.C, recopiló todo el conocimiento existente sobre el yoga en los Yoga Sutras, texto clásico que incluye un preciso conjunto de principios. En ellos, se clasifican ocho pasos progresivos para la realización personal, los que consideran algunos aspectos como la no violencia, la veracidad, la honradez, la austeridad, la disciplina y el desapego, junto con las posturas físicas, la respiración, la concentración y la meditación, entre otras.

Durante los siglos posteriores a la obra de Patanjali, en el período Post Clásico, los maestros crearon un sistema de prácticas para rejuvenecer el cuerpo, buscando transformarlo en un vehículo para el despertar de la consciencia. Finalmente, llegamos al yoga moderno, período que empieza a finales del siglo XIX, cuando diferentes maestros espirituales viajaron a occidente a difundir esta práctica.

El principal tipo de yoga (Hatha Yoga) que se practica en Occidente, en gran medida tiene su origen en el maestro Tirumalai Krishnamacharya, cuyos discípulos -Indra Devi, B.K.S. Iyengar, T.K.V. Desikachar y Krishna Pattabhi Jois- trajeron el yoga a occidente en los años 60.

Posteriormente, han surgido nuevos métodos asociados al yoga físico. Carolina Ramírez, fundadora de YogaLab y profesora de Anusara Yoga, nos resume algunos de los principales métodos practicados en nuestro país.

"Se clasifican ocho pasos progresivos para la realización personal, los que consideran algunos aspectos como la no violencia, la veracidad, la honradez, la austeridad, la disciplina y el desapego, junto con las posturas físicas, la respiración, la concentración y la meditación, entre otras."

ASHTANGA VINYASA YOGA

Este método es meditación en movimiento y, en esencia, una práctica de respiración. Una serie de posturas determinadas se van sucediendo guiadas por la respiración, lo que se llama Vinyasa. La enseñanza es personalizada, se va aprendiendo progresivamente y cada uno puede practicar a su ritmo. Combina elementos como asanas, respiración Ujjayi (que se produce al contraer los músculos de la parte posterior de la glotis), Bandhas (contracciones intencionadas de ciertos esfínteres internos para incrementar la corriente de energía, alivianar el cuerpo y proteger la columna) y Drishti (mirada o punto de atención).

A través de la sincronización de la respiración con posturas (al revés, las posturas con la respiración), se crea calor interno que produce transpiración, que ayuda a purificar y desintoxicar órganos y músculos. El resultado es una mejor circulación, un cuerpo ligero y fuerte y una mente en calma y paz. Este método fue creado por Krishna Pattabhi Jois.

IYENGAR

Es un método, creado por B.K.S. Iyengar, centrado en la alineación y la purificación a través de la postura y las técnicas de pranayama (regulación consciente de la respiración). Se usan props (accesorios) como bloques, mantas, sillas, almohadas y cinturones, para trabajar profundamente cada postura y permanecer en ella tiempos prolongados para obtener sus beneficios. Más que la fluidez, lo que se busca es la perfección en cada postura.

Durante la clase, el profesor muestra y da instrucciones para que sus alumnos logren identificar las distintas partes del cuerpo y hacer todos los ajustes necesarios.

Para algunos practicantes este método es la puerta de entrada al yoga y para otros, no hay otro mejor y permanecen en él.

VINYASA

Nace del Ashtanga Vinyasa Yoga y de Viniyoga para hacer la práctica de las posturas más accesible al público occidental. No es una serie o una secuencia única o determinada, sino que las posturas se encadenan por medio de la respiración, unas con otras.

Vinyasa significa literalmente “movimiento sincronizado con la respiración”. Es un método dinámico.

DYNAMIC

Método desarrollado por el maestro chileno Gustavo Ponce y reconocido a nivel internacional. Tiene tres partes claramente estructuradas: calentamiento, parte dinámica (saludos al sol y posturas dinámicas) y enfriamiento.

Está dirigido a quienes buscan una práctica exigente y fluida. Su característica principal es que incentiva la práctica personal, ya que los alumnos deben hacer por cuenta propia la secuencia de posturas enseñada en cada clase por el profesor. Requiere de mucha concentración, pues hay que recordar el orden de las posturas, que cambia clase a clase.

Tiene como principio lograr un equilibrio entre las energías yin (femenina) y yang (masculina). A partir de una secuencia básica, se van sumando más posturas. El profesor/a deber ser creativo.

BIKRAM

Este método es meditación en movimiento y, en esencia, una práctica de respiración. Una serie de posturas determinadas se van sucediendo guiadas por la respiración, lo que se llama Vinyasa. La enseñanza es personalizada, se va aprendiendo progresivamente y cada uno puede practicar a su ritmo. Combina elementos como asanas, respiración Ujjayi (que se produce al contraer los músculos de la parte posterior de la glotis), Bandhas (contracciones intencionadas de ciertos esfínteres internos para incrementar la corriente de energía,

KUNDALINI

Introducido en Estados Unidos (Nuevo México) y luego en muchos otros países por el indio Yogi Bajan, es conocido como el yoga de la consciencia. Es una práctica que va más allá de los aspectos físicos y está centrada en la respiración, en los mantras y en los kriyas. Se trabaja el cuerpo por sectores específicos, poniendo mucho énfasis en los pranayamas y en sostener por un tiempo prolongado cada kriya. Es un yoga intenso, pero con un ritmo lento, que se practica normalmente estando sentado.

Es especialmente recomendable para quienes desean una comprensión más completa de la esencia del yoga y sus beneficios.

alivianar el cuerpo y proteger la columna) y Drishti (mirada o punto de atención).

A través de la sincronización de la respiración con posturas (al revés, las posturas con la respiración), se crea calor interno que produce transpiración, que ayuda a purificar y desintoxicar órganos y músculos. El resultado es una mejor circulación, un cuerpo ligero y fuerte y una mente en calma y paz. Este método fue creado por Krishna Pattabhi Jois.

ANUSARA

Este método -sistema moderno de Hatha Yoga- afirma la vida con una filosofía Tántrica con principios universales de alineamiento. Esta práctica está orientada al corazón (es decir, a la parte emocional), generando una expansión del cuerpo, la mente y el espíritu y logrando conectar con el potencial y la belleza que se encuentra en cada ser humano.

Este es un método bastante nuevo, desarrollado en 1997 por el norteamericano John Friend. En cada clase se trabaja con una intención (empatía, compasión y perdón, entre otras) y las asanas conducen a experimentar ese concepto. La práctica puede ser fluida o también tener espacios más detenidos, pero lo más importante es que cada postura está relacionada con lo que está ocurriendo adentro. Su fundamento es reconectar a cada persona con su fuerza y su bondad vital, considerando el  cuerpo como un vehículo para entenderse mejor. Anusara significa “fluir con la gracia”, “seguir al corazón”. Es una práctica profunda para quienes quieren entrar en sus emociones a través de su cuerpo.

Estos son algunos de los métodos más practicados en el país. Existen otros que te mostraremos más adelante, como el Sattva Yoga, el Axis Yoga, el Aero Yoga y el Acroyoga, entre otros.